HACER PAN

Para amasar se necesita el recentadero, es la levadura que se deja de un amasado para otro y que antiguamente, se lo pasaban entre familia de unas mujeres a otras.
 

    La víspera se hace el "hurmiento", que viene a ser un pequeño amasado con el recentadero anterior y harina, lo que sería un recentadero más grande; se deja en un sitio cálido toda la noche para que suelte, o sea, para que aumente de volumen.

    Al día siguiente se prende el horno. Mientras echan  harina en la masera, hacen un hueco en el medio para echar agua caliente, aunque no demasiado, pues el pan saldría más negro, sal y el hurmiento bien desmenuzado. Se envuelve todo y cuando está amasado, tapan la masa con una sábana y lo dejan que suelte.

    Cuando la leña del horno se ha quemado, con un varal se reparten las brasas por todo el horno, operación que se llama "forrascar", mientras que la operación de calentar el horno y dejarlo a punto es "arrojar el horno".

    Cuando la masa de pan está a punto, se va partiendo en trozos, cada uno de los cuales dará lugar a una hogaza, y se van colocando en el "estrao", que es una tabla que solía estar a un lado de la masera.

    Al terminar se barre el horno, primero se quitan las brasas apagadas con la "cacha", un varal que en la punta tiene una tabla vertical; luego se barre con una especie de escoba confeccionada con helechos u otras ramas. Una vez barrido se van metiendo las hogazas una a una con la pala de madera, se tapa la boca del horno para que el pan cueza convenientemente. Mientras se hace el pan la puerta de la hornera no se puede abrir, porque el horno  pierde temperatura y el pan no crece

Utensilios para hacer pan

El horno.- Elemento imprescindible en la elaboración del pan, consta de una bóveda en forma de media naranja, hecha de adobes de barro y paja sin cocer y secados al sol, en su cara interior. Normalmente los adobes los hacía quien hacía el horno. El horno se hacía aprovechando la pared más conveniente; unas veces la bóveda quedaba al exterior y se recubría con tejas, y otras la bóveda daba a una dependencia de la casa. En la Silva aun quedan hornos de este estilo, haz clic en las fotos para verlas mas grandes.

La masera.- Se trata de una especie de arca, hecha de madera de roble, En la masera se hace el hurmiento, el amasado propiamente dicho y los panes.

Palas.- Todas ellas hechas de madera de roble porque es más duro que el haya y resiste mejor el calor. La pala de meter los panes en el horno tiene forma circular, suele tener unos 28 cms. de diámetro y su mango mide 1,70 m. Pala de sacar los panes, tiene forma ovalada y suele medir unos 25 cms. de largo y tiene un mango de unos dos metros.

 Harina.- Como principal materia en la elaboración del pan se emplea la harina de trigo.

El agua.-
hay que calentarla para que la masa quede templada y se suelte el pan con mayor facilidad.

La levadura.- Antes se usaba el "recentadero", que era una bola de masa guardada de la hornada anterior y que se conservaba en un barreño en un lugar fresco de la vivienda. Podía conservarse hasta 20 ó 25 días, intermedio máximo entre dos hornadas y generalmente se intercambiaba entre los vecinos.

Sal.
- Se emplea la sal gorda, normal para cualquier uso.

La leña
.- Para calentar el horno se emplea la denominada leña menor. Se utilizaban varias especies todas ellas obtenidas del monte: Urces, tojos... que se almacenaban en las casas en feijes.

volver